consultor SEO

Google saca el látigo y penaliza las malas prácticas. Consejos para evitar ser castigados

Volvemos a tirar de los clásicos para empezar esta entrada en la que vamos a hablar de esas prácticas un tanto dudosas que pueden hacer peligrar la posición de nuestra página web en los buscadores.

El pensador e historiador francés Alexis de Tocqueville pasó a la historia por ser aquel que dijo que el fin justificaba los medios. Una afirmación con la que no estamos de acuerdo en absoluto y más no vale seguir así sino queremos ser castigados. En otros tiempos, cuando nos portábamos mal nos ponían de cara a la pared o nos hacían copiar 100 veces en la pizarra o en el cuaderno “no volveremos a hablar en clase”. En la era de Internet en la que Google es el que mueve ficha, teniendo en cuenta que lo de copiar no está bien visto, las castigos se han endurecido. Esta vez #googlesacaellatigo y no le tiembla el pulso ante los fraudulentos. Si le preguntas a un consultor SEO te dirá claramente que no es una broma. Hay que cosas que hay que tomarse muy en serio y ésta es una de ellas.

consultor seo barcelona

No es la primera que hemos oído hablar de que la línea que separa el bien del mal es muy delgada. Si nos movemos por ella corremos el riesgo de pasarnos al lado oscuro, y es que son muchas las tentaciones y muy fácil caer en ellas. ¿Te imaginas escribir en el buscador de Google empresas de limpieza en Madrid y que nuestra web aparezca entre las primeras posiciones? Tranquilo, no se trata de una quimera. De hecho, es posible conseguirlo si se cuenta con un buen consultor web. Pero al igual que ocurre con las dietas, en Internet tampoco existen los milagros. Pasar de la posición número 34 a la número 5 lleva su tiempo, y quien diga lo contrario, sentimos decirlo, os está engañando.

Google siempre ha estado en el bando de los buenos y si te portas bien tendrás tu recompensa, con la ventaja de que ‘hacer el bien’ no cuesta tanto como dicen, solo hay que seguir al pie de la letra las indicaciones del todopoderoso que todo lo ve (y sí, nos referimos una vez más a Google, ¿a quién sino?).

Si no quieres que las penalizaciones te pillen por sorpresa, estate atento a los siguientes consejos para no acabar cometiendo lo que se conoce como #BlackHatSeo:

1.- Plagio de contenido

Lejos de lo que muchos vaticinaban, el marketing de contenidos no ha muerto, sino todo lo contrario, sigue siendo el rey y para no quedarnos por el camino más nos vale actualizar nuestro blog con contenido fresco, original y exclusivo. Gracias a herramientas como Copyscape o Similar Page Checker podremos detectar fácilmente quién nos está copiando. #Contenidoduplicado.

blackhat seo

2.- Cloaking o encubrimiento

 
El objetivo de esta práctica no es otro que el de engañar a los motores de búsqueda para mejorar la posición de nuestra web. Consiste en mostrar al usuario un contenido diferente al que rastrean los robots de búsqueda. Si no lo has hecho hasta ahora ni se te ocurra empezar, porque más tarde o temprano Google te pillará. Recuerda que la mentira tiene las patitas muy cortas. #Seoaldescubierto

3.- Sobreoptimización de palabras clave

 
A veces se nos olvida que estamos escribiendo para otras personas. La repetición de palabras clave de manera incoherente en el texto no nos ayudará con nuestra estrategia de posicionamiento SEO. Como hemos dicho al principio, Google se ha vuelto más estricto y lo que antes era visto como algo normal, ahora ya no lo es tanto. Lo que se valora es la naturalidad. Deja de intentarlo para ser lo más natural posible independientemente del tema a tratar, ya sea de limpieza de comunidades como de los divorcios exprés. #Sernaturales

Google penaliza las malas prácticas SEO. Consejos para no ser castigados Click Para Twittear

4.- Compra o intercambio de backlinks

  
El enlazar en nuestro texto a otras páginas para que ellas hagan lo mismo nos puede costar una penalización. Lo mismo que si se generan a cambio de una contraprestación económica. Tampoco están bien vistos los enlaces en otros idiomas o los que se hacen desde webs con temáticas diferentes a la nuestra. #Enlacesenventa

Todo depende del riesgo que estemos dispuestos a correr. Pero creednos, nos puede salir caro. Es lo que le pasó a uno de nuestros actuales clientes. Se puso en contacto con nuestra agencia de SEO porque había sido víctima de una penalización de Google. Había perdido posiciones en los motores de búsqueda y numerosas visitas para sus términos. Quería saber el por qué.

Tras analizar su situación, descubrimos que el trabajo que habían hecho con el SEO dejaba mucho que desear. Los enlaces eran de dudosa calidad. De hecho, algunos de ellos enlazaban desde marcadores iraníes. En este punto, empezamos a sospechar que algo raro había detrás.

¿Qué podíamos hacer para darle la vuelta a esta situación? Una vez detectado el error había que actuar con rapidez. Fue entonces cuando comenzamos a realizar linkbuilding de calidad. Una vez eliminado un alto porcentaje de enlaces nocivos y con la idea de recuperar esa visibilidad que había perdido nuestro cliente por una mala práctica nos vimos en la obligación de solicitar un disavow a Google, indicándole qué enlaces hacia nuestro site debía ignorar. Se trata de un propósito de enmienda, de que existe una intención clara por nuestra parte de que no volveremos a comportarnos mal.

Muchos os estaréis preguntando si al final funcionó. Mejor que juzguéis vosotros mismos. Aquí os dejamos una gráfica donde se ve el incremento de visitas que recibió la web de nuestros clientes después de nuestra intervención.

consultor SEO

Por lo tanto, si crees que tu site ha sido penalizado por Google lo mejor es que pidas un presupuesto a uno de nuestros técnicos SEO. Nadie mejor que ellos para determinar si se trata verdaderamente de una penalización.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*