pasarelas de pago online

¿Cómo elegir la mejor pasarela de pago para mi tienda online?

Cuando montamos una empresa nuestra mayor prioridad será alcanzar un elevado nivel de ventas que se traduzcan directamente en ganancias para nosotros. Así que una de las primeras cuestiones en las que tendremos que pensar es en qué modalidades de pago vamos a ofrecer a nuestros clientes. Si nuestro negocio es un e-commerce, entonces deberemos decantarnos por alguna de las pasarelas de pago online que se encuentran disponibles en el mercado. Existen muchas alternativas posibles, pero quizá los sistemas de pago más conocidos sean PayPal y las pasarelas que ponen a nuestra disposición las principales entidades bancarias.

Cuando el consumidor decide adquirir un nuevo producto o servicio online, uno de los factores que puede influir en que lo haga en nuestra tienda virtual será contar con una modalidad de pago que ofrezca unas condiciones mínimas de seguridad. Habitualmente, lo más frecuente para nuestras compras en Internet es utilizar el pago con tarjeta bancaria a través de las pasarelas de pago. Hace unos años esta operación suscitaba ciertos recelos, pero, lo cierto es que hoy en día estas aplicaciones informáticas ofrecen un elevado nivel de seguridad. Tal es así, que el comercio electrónico continúa su expansión como modelo de negocio al alza. Como usuario, para saber si el pago es seguro deberás fijarte en que la URL de la página web sea https.

Seguramente, te estarás preguntando cuál es la mejor pasarela para tu tienda online. Resulta lógico, de hecho, hablamos de una cuestión que deberás tener en cuenta a la hora de pedir un presupuesto para tu e-commerce. Ha quedado claro que la seguridad es una cuestión fundamental para que los usuarios tengan confianza en nuestro comercio virtual pero, a la hora de decantarte por una pasarela determinada, puedes tener en cuenta otros factores como son:

  1. Coste por instalación: Será el precio que deberemos abonar por instalar la pasarela de pago en nuestra tienda online.
  2. Coste por transacción: Puede que no lo sepas, pero tendrás que abonar un porcentaje de la venta a la entidad bancaria pertinente cada vez que un cliente realice un pago electrónico.
  3. Coste por mantenimiento: También tendrás que abonar un importe determinado por mantener tu pasarela de pago activa.

La usabilidad del formulario de pago es otro condicionante importante. Dicen que el tiempo es oro y debe de ser verdad porque escapamos de aquellos procedimientos de registro tediosos que se alargan demasiado. Desde OptimizaClick queremos destacar que, en esta época donde los dispositivos móviles nos acompañan en cada segundo, es importante contar con un sistema que acepte los pagos desde estos terminales. Finalmente, otra cuestión relevante es respetar las normas de seguridad de datos de la Industria de Tarjetas de Pago (PCI).

presupuesto e-commerce

Pasarela de pago RedSys

La mayoría de tiendas virtuales y páginas web que utilizan sistemas de pago mediante TPV utilizan la pasarela de pago RedSys. Este sistema nos permite conectar nuestra tienda online (creada con WooCommerce, PrestaShop o Magento) con la entidad bancaria con la que trabajamos para formalizar los pagos.

Últimamente, se ha hablado mucho sobre esta pasarela en concreto, ya que ha sufrido un cambio tecnológico importante. Nos referimos a la modificación que han realizado en su cifrado, pasado de un código SHA-1 a un sistema más complejo conocido como hash SHA -256. El principal argumento para la realización de este cambio ha sido mejorar las condiciones de seguridad, ya que desde la compañía aseguran que algoritmo SHA-1 está obsoleto.

Si tienes un e-commerce que funcione con RedSys deberás actualizar tu sistema, ya que ante la modificación de su cifrado las pasarelas de pago anteriores al último trimestre del 2015 dejarán de funcionar. Si no sabes por donde empezar, no te preocupes, nuestro equipo técnico de Desarrollo Web puede echarte una mano con esto.

Principales métodos de pago

PayPal es uno de los sistemas de pago más utilizado porque ofrece muchas garantías a los consumidores. El usuario compra un producto o servicio y realiza el pago que queda bloqueado hasta que recibe, en perfecto estado, su compra. La clave de su éxito reside en el hecho de que si surge cualquier problema con nuestra adquisición nos devuelven el dinero. Por el contrario, si todo va según lo previsto el vendedor recibirá el pago.

Resulta curioso que una de las grandes firmas de comercio electrónico, eBay, apostara sin reservas por este método de pago. De hecho, la empresa estadounidense compró PayPal en el año 2002, cuando más de la mitad de sus clientes ya usaban este sistema para realizar sus pagos. Finalmente, el verano pasado anunciaron su intención de convertirse de nuevo en compañías independientes.

Llama la atención que su principal rival, Amazon, no permita el pago con PayPal teniendo en cuenta los flujos de venta con los que opera. Más allá de las disputas entre estas dos grandes empresas, lo cierto es que PayPal es un sistema de pago muy interesante, ya que los usuarios no deberán facilitar datos bancarios relevantes. Aunque también cuenta con una gran desventaja: el pago de una cuantiosa comisión.

Siempre puedes combinar diferentes métodos de pago en tu tienda online. Pago con tarjeta de crédito o débito, por transferencia bancaria o mediante Paypal. Tú decides que sistema responde a tus necesidades y a la de tus clientes potenciales, ahora ya tienes toda la información para tomar la mejor decisión.

 

2 comentarios
  1. Juan Luis
    Juan Luis Dice:

    Buenos días

    Me ha parecido un artículo muy interesante. Pero creo que deja fuera cuál es la mejor opción para una empresa que tiene que realizar cobros recurrentes. Sería muy interesante un post sobre esto. En mi empresa primero probamos con Paypal. Pero nos cansamos de las comisiones y nos pasamos a GoCardless. Y contentos la verdad.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*